Viajar seguro con tu bebé

Comparte:

Contamos ya con unas decenas de planes para disfrutar con los más pequeños un fin de semana. Para hacerlo todavía con más comodidad y seguridad, en esta ocasión vamos a ofreceros información útil. En concreto, os hablamos un poco de las sillas a contramarcha o sistemas se sujeción infantil que incorporar al coche para que los más pequeños viajen seguros.

Qué son las sillas a contramarcha

Según la legislación española, los niños menores de 2 años deben ir en unas sillas de protección a contramarcha, aunque se recomienda que se valore esta posibilidad al menos hasta los 7 años dependiendo del tamaño y peso de los niños. Cuando se dice  “a contramarcha”, hablamos de que el niño vaya de espaldas a los conductores, para lo cual también es necesario contar con espacio suficiente en los sitios de atrás.

Dicho lo cual, vamos ahora a ver los grupos de sillas a contramarcha que existen.

Grupos de sillas para bebés

Grupos de sillas para bebés

En general, las sillas para bebés se dividen en tres grupos que tienen que ver con la edad de los niños, peso y tamaño. Los grupos son los siguientes:

  • Grupo 0+/1. Sillas recomendadas para niños y niñas desde su nacimiento hasta los 4 años, o hasta alcanzar los 18 kg. o 1,05 m. de altura. Según lo que hemos comentado anteriormente, este tipo de sillas se ubican siempre a contramarcha.
  • Grupo ½. Sillas que se usan también para bebés pero desde los 9 kg. o 70 cm. de altura hasta los 6 años o 25 kg. de altura. Este tipo de sillas, para los niños y niñas más mayores también se puede colocar a favor de la marcha.
  • Grupo 2/3. Este último grupo es para niños y niñas ya con un mínimo de 15 kg. de peso y hasta los 36 kg. o lo que es lo mismo, entre 3 o 4 años y 11 y 12 años. Estas sillas ya no están diseñadas específicamente para la contramarcha.

Tras esta información, ahora hay que hablar de los elementos de seguridad de estas sillas y los beneficios durante el viaje.

Elementos de seguridad y beneficios de las sillas para bebés

Sillas bebe seguridadTres son los elementos que hacen que una silla de bebé sea segura:

  • Sistemas Isofix, o sistema con tres puntos de anclaje entre la propia silla y el asiento, tanto para sillas contramarcha como a favor de la marcha. El beneficio principal es que la silla nunca se desprenda del asiento y está especialmente recomendado para las sillas del grupo 2/3.
  • Arnés. Es el cinturón de seguridad de las sillas. Puede contar con tres o cinco puntos de anclaje, de tal forma que proteja cuello, cuerpo y piernas de los niños.
  • Seguridad adicional. Además de los recursos mencionados, las sillas, según grupo y calidad, pueden incorporar un Sistema L.S.P o Protección Lineal en Impactos Laterales; Air Protect o sillas con bolsas de aire que absorben gran parte de los posibles impactos, y otros sistemas adaptados a la edad del niño.

Creemos, desde luego, que el primer criterio a la hora de elegir una silla es de la seguridad.

Dicho esto, una vez terminado el viaje y tras haberlo disfrutado con toda seguridad, toca disfrutar de las vacaciones o el fin de semana. Pero, claro, con los niños también, lo que hace necesario una silla pero, en este caso, de paseo.

¿Qué silla adquirir?

Sillas hay muchas, pero nosotros hemos elegido el carrito Jané Muum, que destaca por ser muy ergonómico, contar con variados modelos, ser ligero, fácil de dirigir gracias a sus ruedas y con compartimentos y espacios para llevar todo lo necesario para atender al bebe. En la siguiente imagen se pueden ver los accesorios que se incluyen en los modelos más completos:

Carrito Jane Muum

Nos despedimos ya con esta nueva información sobre seguridad para los más pequeños… ¡Buen viaje!

Comparte:

Redacción

Portal sobre ocio, turismo y entretenimiento para el fin de semana.